Un nuevo incumplimiento

Además, los tres presentaron un informe de la Auditoría General de la Nación sobre la subejecución de programas por parte de la Secretaría de Minería y resaltaron la falta de información en los datos de exportaciones de la actividad. Durante la presentación, Estenssoro, Zuvic y D’Elía remarcaron que “la megaminería a cielo abierto cobró auge en los años 90, mediante la explotación de minerales metalíferos llevada a cabo por grandes empresas multinacionales sobre vastas extensiones de territorio. Esta forma de explotación conlleva una serie de impactos ambientales sobre el paisaje, el agua, el suelo y el aire, principalmente a causa de las sustancias utilizadas. Por otra parte, los beneficios impositivos que recibe esta actividad también se contraponen a la generación de una fuerte externalización de costos ambientales y sociales, aspectos que deben ser evaluados al momento de decidir qué desarrollo queremos para el país”.

Asimismo, Estenssoro señaló que “el agua merece especial atención, por ser un recurso estratégico de especial relevancia para las principales provincias mineras de Argentina. Es escasa y es de vital importancia para el consumo humano y de otras actividades productivas como la agricultura…”.

En las zonas de explotación minera existen valiosos glaciares andinos, que alimentan los cursos de agua presentes en la región andina del país. Hoy en la Argentina los glaciares se ven amenazados por un número cada vez mayor de proyectos mineros a gran escala que avanzan sobre áreas glaciares y peri glaciares. El informe de la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN) de Febrero de 2012 resalta que “es necesario que ese proceso de destrucción se detenga de inmediato. Es preocupante que el gobierno nacional esté demorando la definición de las zonas prioritarias que exige la Ley de Glaciares (Nº 26.639), aprobada en septiembre de 2010. La Ley de Glaciares debe comenzar a ejecutarse sin más demoras e iniciarse de manera urgente el inventario y la revisión de los proyectos mineros en ejecución en las áreas afectadas”.

Estenssoro expresó que “el Gobierno no cumple con la Ley de Glaciares que se reglamentó pero las organizaciones continúan reclamando que no define uno de los principales aspectos que se requieren para su efectiva implementación: la definición de las áreas prioritarias en las cuales debería iniciarse de inmediato el Inventario Nacional de Glaciares, ya que en dichas áreas se encuentran en ejecución actividades prohibidas, como la minería. Esto alcanzaría diversos emprendimientos entre ellos, Veladero y Pascua Lama(San Juan)”.

Para finalizar, la senadora se refirió a las explotaciones de gas y petróleo no convencionales al señalar que “si bien puede ser un recurso por demás valioso requiere estudios del posible impacto ambiental y un marco regulatorio. Es una técnica experimental que lleva poco tiempo de utilización y no podemos correr el riesgo de provocar más daños al medio ambiente“. Por este tema, la senadora presentó otro pedido de informes.

 

Efectos de la Megaminería

 

Ecología: 

  • Explosión de miles de toneladas de roca. Se disemina el polvo por fuertes vientos, y se transforma en lluvia ácida a miles de kilómetros.
  • Desprendimiento y derretimiento de los hielos y las nieves de altas cumbres.
  • Consumo de agua muy elevado, que produce disminución de caudales de vertientes, arroyos y ríos que en muchos casos terminan secándose.
  • Productos altamente contaminantes como el cianuro, usado para separar los metales por el proceso de lixiviación, son vertidos en cauces de agua naturales o depositados en lugares lejos del control de las autoridades ambientales correspondientes. El agua reingresa al sistema acuífero con altas cantidades de sustancias tóxicas, debido a la falta de control de los organismos públicos, perjudicando el ecosistema al que pertenecen, y contaminando cauces de agua y afluentes de sistemas acuíferos que normalmente superan al de la región en la que se encuentra el mega-emprendimiento.
  • Consecuente desaparición de las especies de animales y vegetales autóctonos.

 

Salud:

  • Aumento de índices de cáncer en la población
  • Afecciones bronco-pulmonares
  • Enfermedades de la piel
  • Aumento de metales pesados en sangre

 

Economía:

  • Regalías muy bajas: 3% del valor en “boca de mina” del total del mineralextraído en su primera etapa de comercialización (Ley 24.196 art. 22). El valor se reduce aún más porque se descuentan al productor los costos de extracción, molienda, refinación y comercialización. Amplia diferencia con el 12% de las regalías hidrocarburíferas.
  • Las necesidades de financiamiento de las provincias las lleva a negociar mayores regalías a cambio de permisos de explotación.

 

Irregularidades señaladas por las organizaciones respecto a la ley de glaciares 

 

  • San Juan debe aplicar la Ley de Presupuestos Mínimos para la Preservación de los Glaciares y del Ambiente Periglacial.
  • La Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación (SAyDS) es la autoridad de aplicación de la Ley de Glaciares y debe señalar las zonas prioritarias por las que debe comenzarse a realizar el Inventario Nacional de Glaciares.
  • La realización de este inventario, incluso en las “zonas prioritarias”, es responsabilidad expresa del IANIGLA (Instituto Argentino de Nivología, Glaciología y Ciencias Ambientales) con la coordinación de la SAyDS. Es importante remarcar que los profesionales del IANIGLA a cargo de la elaboración del inventario asumen plena responsabilidad por el mismo.
  • La confección del inventario debe comenzar de manera inmediata por aquellas zonas en las que por existir actividades son consideradas prioritarias.
  • Los emprendimientos en ejecución que realicen actividades prohibidas por la ley en zona glaciar y periglacial deben realizar la auditoría correspondiente. Las auditorías deben ser firmadas por los profesionales que las realicen y los funcionarios públicos responsables de las áreas pertinentes del Estado. Asimismo, la información vertida en las auditorías es pública y de libre acceso para la ciudadanía.
  • En los casos de contar con información fehaciente de afectación de zona glaciar y periglacial, como sucede en los informes de impacto ambiental de los emprendimientos mineros Veladero y Pascua Lama presentados por las propias empresas, deberá hacerse efectivo el cese o traslado de la actividad. 
Es fundamental que se comience de manera inmediata la confección del Inventario de Glaciares en las zonas prioritarias y las auditorías ambientales en los proyectos en ejecución. Más aún teniendo en cuenta el tiempo que ya transcurrió debido a las medidas cautelares presentadas por las propias empresas, circunstancias que atentan contra el propio fin de la ley, que es la preservación de reservas estratégicas de recursos hídricas para el consumo humano, la agricultura y para la recarga de cuencas hidrográficas.

Comentarios

Visto: 1255

Comunidad



El próximo Google Hangout de María Eugenia es el 27/03/2013. Para mas información, hacé click aquí

 

La Fundación Equidad, presidida por María Eugenia Estenssoro, es una organización sin fines de lucro que implementa programas sociales y educativos utilizando como herramientas básicas la computadora e Internet.