Desandar la pendiente del atraso: el desafío que viene

La senadora María Eugenia Estenssoro escribe para 3Días.

Celebra la tercera década democrática como un logro institucional mayúsculo del país, pero enumera con crudeza los pendientes: el desplome educativo, la creciente deuda social y la pérdida del abastecimiento energético. Pese a todo, destaca el potencial nacional para remontar la cuesta. 


Por María Eugenia Estenssoro Senadora de la Nación

 

Tengo 55 años y puedo decir con alegría que he vivido más de la mitad de mi vida bajo gobiernos democráticos, elegidos constitucionalmente. Es algo que las generaciones anteriores a la mía no pudieron decir. Este es un logro institucional y político mayúsculo para nuestro país, aún herido en su conciencia más profunda por un pasado de golpes militares recurrentes, autoritarismo, violencia política, muerte y una gran inestabilidad que todavía tenemos que superar.


ME cronista oct13Hemos pasado por momentos muy difíciles en estas tres décadas: levantamientos militares, hiperinflación, desempleo masivo y colapsos económicos sin precedentes como en el 2001. Dos gobiernos elegidos democráticamente no terminaron su mandato o tuvieron que entregar el poder anticipadamente.

Pero nuestra democracia y sus instituciones resistieron.


Si algo aprendimos después de la tragedia vivida en los '70 es que no queremos volver atrás, nunca más. Esa es la mayor fortaleza de la Argentina de hoy.


Sin embargo, y a pesar de haber dedicado toda mi vida adulta a consolidar nuestra democracia, primero como periodista y ahora como política, debo admitir que la Argentina de hoy me duele y me preocupa.

 
Para leer el texto completo, hacer click aquí

¿Y la riqueza dónde está?

Este año, el país cumple 30 años viviendo en democracia. Sin dudas que uno de los principales logros en estas tres décadas ha sido construir una sociedad muy abierta y participativa. Las tasas de participación electoral de la población son altas. Cada período electoral se vive con emotividad. Entre los argentinos, pocas cosas, posiblemente las gestas deportivas o el fútbol, pueden ser más convocantes que las discusiones políticas.
¿La pregunta es si este elevado nivel de inclusión política tuvo su correlato en la elevación de las condiciones materiales de vida y en mayor inclusión económica? En esta tarea resulta ineludible hacer un balance con indicadores económicos y sociales.

30 años de democracia

 

“Con la democracia se come, se cura y se educa”, insistía Raúl Alfonsín en su campaña de 1983, cuando la dictadura militar estaba demasiado cerca y la necesidad de superar los años de terror mediante el voto parecía demasiado lejos. Hoy, treinta años después, sabemos que la democracia, por sí sola, no garantiza que se coma, se cure y se eduque, pero aprendimos que sin democracia no existe ninguna garantía de nada.
Es una lección que parece un resumen de la obviedad para los más jóvenes, que ya se acostumbraron a las urnas y a la libertad. Pero por primera vez en nuestros 200 años de historia, dos generaciones de argentinos nacieron y crecieron dentro de la normalidad constitucional. Y esto es un hecho valiosísimo que tenemos que celebrar.

¿QUÉ BUSCÁS?

Comunidad



El próximo Google Hangout de María Eugenia es el 27/03/2013. Para mas información, hacé click aquí

 

La Fundación Equidad, presidida por María Eugenia Estenssoro, es una organización sin fines de lucro que implementa programas sociales y educativos utilizando como herramientas básicas la computadora e Internet.